15 sept. 2009

Continue?

Mi prima terminaba el Wonder Boy con una ficha, yo era tan desastroso que no pasaba del primer nivel de nubecitas. Y si lo arrancaba con la patineta porque me había quedado del nivel anterior, peor, inminente final asegurado. En la cascada que te daba fichas gratis alguna vez hemos metido la parte ancha de las cucharitas de helado, pero nunca dio mejores resultados que una buena cagada a pedos de parte del señor que atendía en el lugar. Ya un poco más crecidos aprendí a colgarme con los flippers, al punto de salir idiotizado de los Sacoa de Avenida Santa Fe y olvidarme la mochila del colegio con todas las carpetas adentro, que no recuperé y tuve que volver a copiar. No me gusta hacer nostalgia, adular tiempos pasados, después de todo la cosa ya había empezado a complicarse, cuándo no. Pero el video de Massacre que sigue a continuación trae a la mente inevitables recuerdos de aquella etapa de la vida en que uno iba aprendiendo a manejar su propia suerte, unos cuantos lustros antes de VH1 y de youtube en HD.



MASSACRE - La reina de Marte (HQ) (2007)

2 comentarios :

Blus dijo...

Lo de la patineta quedaba muy fashion, pero sólo servía para perder más rápido y así consumir más fichines, sobre todo en ese nivel de las nubecitas y las islitas :P

Saludos!!

gsNicolas dijo...

Sí, era bastante caótico andar saltando de nube en nube sin poder parar un segundo.